Se acabó la verdad

Se acabó la verdad: Ni Maquiavelo en la mejor de sus fantasías hubiera imaginado que la política del siglo XXI fuera un ejercicio de demagogia y táctica.