Athlon traslada su oficina corporativa a la sede de su dueño, Mercedes-Benz