Las ventas del mercado alemán cayeron un 17,5% en marzo