Toyota comienza a vender su coche más urbano, el Yaris