Maserati muestra su primer deportivo cien por cien eléctrico