La balanza comercial del automóvil reduce su superávit de modo considerable