El Gobierno defiende una transición para liderar el coche eléctrico