General Motors sitúa su resultado neto en 4.600 millones de euros hasta junio, un 21% menos