La ley de la calle: El consenso perdido

La política y la sociedad viven de modas, y hay términos que hacen furor en un momento, caso del actual detector de plagios, pero que luego parecen desaparecer del mapa