Los coches con etiqueta ecológica duplican sus solicitudes