Las automatriculaciones rozan las 100.000 unidades ante la llegada del WLTP