Aston Martin perdió 123 millones en 2019, un 83% más