Alphabet se engancha con fuerza a las nuevas tecnologías y sus nuevos usuarios